top of page

Si de bombones artesanales se trata (Quiero Chocolate produce pequeñas obras de arte)



En muy poco tiempo, desde que descubrió el mundo del chocolate, Mónica Sniadower se endulzó con los sabores, aromas y texturas que sus manos podían crear, fundamentalmente a través de pequeñas obras de arte como son sus bombones. De hecho, con Quiero Chocolate, su emprendimiento, Sniadower pasó de una producción anual de 8.000 bombones en 2017 a 40.000 en 2020. Versión Completa Aqui